jueves, 31 de julio de 2014

Juegos Android y iPhone para nuestros niños


Como un reto es un reto, y Laura os puso uno hace ya algunos post y salió que sí, empieza una nueva sección en MZP dedicada a los juegos de los más peques para smartphones y tablets, que vamos a intentar realizar una vez al mes. ¿Y qué sentido tiene esta sección para nosotros?, como no todo va a ser leer y nos guste o no, nuestros hijos van a crecer rodeados de una tecnología que para nosotros es nueva, y que hemos tenido que incorporar a nuestras vidas, pero que ellos están asimilando de una manera orgánica (han visto, tocado y probado antes un smartphone que una lechuga), nos hemos decidido a hablar de juegos. Hay otra razón, y es que cuando buscábamos recomendaciones de juegos para Inés, encontrábamos muchas en Google, sí, pero les faltaba una cosa, en la mayor parte de los casos, estaban recomendadas a “ojo”, no había un niño de por medio que las hubiera probado, y así nos pasó que a muchas de esas recomendaciones, Inés no les hacía ni caso. Así que sólo vamos a recomendar juegos “testeados” con éxito por Inés.
Antes de lanzarnos al juego de hoy, vamos con unos preliminares: y es que yo soy de Android, Laura de iPhone, intentaré en la medida de lo posible, recomendar juegos que existan en las dos plataformas (o buscaremos alguno parecido), pero seguro que sin querer, a veces barreré para casa. Sí, ya sé que no todo es Android y iPhone, pero qué le vamos a hacer.
Dicho esto, hoy por ser el primer día hay doble ración (o múltiple, según como se mire). Una de las preocupaciones de los papás antes de dejarle un teléfono o una tablet a su hijo es la integridad física de estos cacharros, pero también la integridad de lo que hay dentro (fotos, contactos, aplicaciones, emails, orden), para lo primero, una buena funda bastará, para lo segundo también hay remedio: una aplicación que sirva de contenedor para los juegos de nuestros peques, y que impida que el peque pueda salir de ese “contenedor” para fastidiar las otras cosas que nos importan. En Android hay varias soluciones (incluso Samsung ha sacado una propia para sus teléfonos) y mi favorita es Kids Zone Parental Controls,que nos  permite elegir las aplicaciones a las que queremos que nuestros hijos accedan, y una vez abierta y bloqueada, no permite su cierre hasta que no pongamos un password, y muestra un listado de iconos para acceder a los juegos y aplicaciones que previamente hayamos seleccionado para nuestros niños. Existe una versión gratuita que creo que permite elegir un límite de seis juegos/programas. La versión de pago no tiene esta limitación y sólo cuesta 1,83 euros, bien pagados os lo aseguro.  No he encontrado una cosa parecida para iPhone, y es que seguramente no habré investigado lo suficiente, aunque sé que Apple tiene algunas funciones nativas para bloquear ciertos accesos a nuestros peques.
Detalle de la pantalla con el listado de juegos (Kids Zone Parental Controls)
Y ahora vamos con el juego, mejor dicho juegos. Y es que una desarrolladora que se llama Tribeplay ha creado unos maravillosos entretenimientos para Inés, se trata de los juegos de Panda, y es que hay unos cuantos, disponibles tanto para Android, como para iPhone. Los juegos son todos de mecánica muy sencilla, y lo más importante, súper intuitivos. Cada juego tiene una versión gratuita con muchas de las funciones que incluyen las versiones de pago, que no son caras, 2.49 euros en Android y 2,69 euros en iPhone, aunque suelen tener ofertas (fíjate que ahora mismo tienen algunos a 0,69, yo acabo de comprar este). ¿Y en que consisten?, pues en minijuegos siempre con una temática concreta, e insisto en lo de intuitivos y sencillos. Por ejemplo, el favorito de Inés es el hospital veterinario, donde cura a todo tipo de animalillos, después de poner a cada uno en su camita. Todos los dibujos son detallados y grandes, con cosas a mover y tocar muy evidentes para que los peques aporreen la pantalla bien a gusto.

Inés los coloca en su camita....
...y luego los cura  :-)
Su otro favorito, es el aeropuerto, donde sella pasaportes, reparte maletas, lleva a animalillos a sus puertas de embarque e hincha las ruedas del avión. Buaaaa, estos dos le encantan, jeje.
Detalle de un par de minijuegos incluidos en el Panda Airport
Sólo me queda deciros que si ya los conocéis, probéis alguno nuevo de vez en cuando. Y si no los habéis probado, bajad alguna versión gratuita, o gastaros “los dineros” en alguna de las ofertas, y le dejáis el cacharro al peque. Veréis como se lo pasa, ah! luego nos contáis.
Uno más, mi debilidad, ¡el jardín! ¡hasta yo juego!! jaja, y no veas como tengo de hermosos los tomates  :-)
...mejor sabrán, jeje
Además ahora en verano es un buen momento para estos juegos, pues el teléfono siempre es un recurso que en algún momento, en la mesa de un restaurante, en un viaje en tren….le cedemos al peque. Ah!, me han dicho las dos princesas blogueras que con este post cerramos hasta septiembre, pero seguro que ellas os escriben algo, ni que sea pequeñito. ¡Feliz verano! ¡A vivir!

Raúl

4 comentarios:

  1. Ya me los he descargado todos y los he probado yo mismita... jajaja, a Claudia, que está enganchadísima al móvil y al ipad le van encantar, lástima que sólo se lo deje un ratito si se porta bien. Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esperamos que le hayan encantado tanto como a Inés, son muy intuitivos y entretenidos.
      Un beso Ester.

      Eliminar
  2. Los acabo de descargar y la priemra impresión es buenísima¡¡¡¡¡¡¡ yo creo q a mi hija le van a gustar.

    Gracias¡¡¡¡¡¡¡

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Inma, ¿ya tenemos otra fan de Dr. Panda?

      Eliminar